Quantcast

Cuba, hoy paraíso para jubilados europeos

Por el 6 marzo, 2014
Pareja de jubilados europeos pasean por una de las playas cubanas.
Pareja de jubilados europeos pasean por una de las playas cubanas.

Por el clima benigno, la relativa seguridad en sus ciudades, por la favorable tasa de cambio que impera entre el euro y el peso cubano convertible y entre este y el peso cubano, por la afabilidad y cultura de sus naturales, en los últimos años se ha convertido Cuba en un verdadero paraíso para muchos jubilados europeos.

Turistas italianos y españoles presentes, pero estadounidenses en la mira

Uno puede ver a los europeos en el lugar menos pesado, comprando carne de cerdo o vegetales donde mismo lo adquieren los cubanos de a pie, y no en los supermercados que expenden sus productos en CUC, habilitados para los que lo tengan; o paseando a sus hijos tardíos o a sus nietos por cualquier parque capitalino, o recogiéndolos a la salida de la escuela o del círculo infantil.

También retirando el monto de sus pensiones en los cajeros automáticos, como muchos de sus iguales cubanos, conversando animadamente con ellos al coincidir en este trámite. O arreglando las casas que han comprado bajo cuerda, pues el estado no permite que se las adjudiquen a su nombre.

El gobierno cubano ha construido algunos edificios modernos y bien habilitados pensando en ellos, y en los pensionados estadounidenses que deberán llegar algún día, pero sus precios excesivos no les resultan atractivos.

Por eso el gobierno de turno, para no quedarse fuera de la competencia regional en este campo, que encabezan Costa Rica y México, pero que también siguen Panamá y Nicaragua, está apostando fuerte en la materia y hay varios proyectos en proceso de ejecución para atraer a este segmento que rehúsa la inseguridad que hay en esas naciones.

Entre ellos está el complejo de Punta Colorada Golf & Marina, en el extremo más occidental de la provincia de Pinar del Río, en un área superior a las 4.000 hectáreas, abarcando más de 30 km de costa y 16 km de finas y blancas playas.

Contará con 7 campos de golf, 5 hoteles, 20.000 unidades residenciales, 2 puertos deportivos, clubes deportivos, escuelas primarias, centros médicos, marinas con deportes acuáticos, embarcaderos, instalaciones para deportes hípicos, el mayor puerto deportivo del Mar Caribe, un puerto para cruceros turísticos, 9 km de amarres para mega yates, 1 marina seca para embarcaciones de hasta 150 metros, entre otras muchas facilidades.

Por las características que tendrá este enclave soy de los que piensa que está concebido para el disfrute de los turistas y jubilados estadounidenses que sigue siendo el objetivo superior de las actuales autoridades gubernamentales cubanas.

Autor: Roberto Viera Sánchez

Original de Matanzas, Cuba. Licenciado en Hotelería y Turismo. Desempeña funciones de guía y promotor turístico en Varadero. Aficionado al buceo y la fotografía submarina. Colabora como escritor para guías turísticas de Alemania, Canadá y España.

Deja un comentario